Consejos y recomendacionesNoticiasPatologías y Tratamientos

Hidratos de carbono simples y azúcar refinada

By 9 agosto, 2019 No Comments

LOS HIDRATOS DE CARBONO SIMPLES y AZUCAR REFINADA

Los hidratos son necesarios para la vida, pero no en el formato que en los últimos tiempos se viene consumiendo. Normalmente son más responsables en realidad de problemas de obesidad, de grasa almacenada y no disuelta, de hígado graso, etc. que las propias grasas, ya que se tiende a pensar en que las dañinas son las grasas y por no comerlas,quitándolas todas, se cambian por una ingesta mayor de pastas, arroces, harinas,… pensando que estas son más saludables y que engordan menos.

Todos estos azúcares tienen un destino si no se almacenan correctamente, porque nuestro cuerpo no esté preparado para ello, es decir, si llevamos una vida sedentaria o si tenemos resistencia a la insulina, se almacenan en el tejido adiposo en forma de grasas esperando ser utilizadas algún día.

El consumo de Carbohidratos con un alto índice glucémico aumenta el riesgo de enfermedad coronaria enfermedades del corazón en las mujeres, según un nuevo estudio en la Archives of Internal Medicine.

Eso es importante, porque cuando su azúcar en la sangre se eleva rápidamente, el páncreas responde una hormona llamada insulina en el torrente sanguíneo, “la hormona del almacenamiento de grasa”.

Listado de alimentos ricos en carbohidratos refinados, es decir con indice glucemicos altos que debemos evitar ingerir o ingerirlos muy ocasionalemente:

Pan, pasta, pizza, arroz, todas las bebidas azucaradas y la mayoria de los cereales, sirope de maiz, maltosa, maltodextrina, glucosa, sirope de glucosa, sirope de arroz, almidones modificados, harina de arroz, patatas fritas, patatas fritas congeladas, arroz inflado, feculas de patata, palomitas de maiz, copos de maiz (cereales) , pure de patatas instantaneo así como toda la comida precocinada,  comida congelada, gofres, bolleria industrial, galletas, gelatinas, postres industriales, etc

EL AZUCAR REFINADA

Los estudios más recientes han demostrado que las grandes cantidades de azúcares adicionales (o refinadas) —incluyendo la azúcar de caña, azúcar de  remolacha), jarabe de maíz alto en fructuosa, jarabe de maíz simple, y la dextrosa— en nuestra dieta están perjudicando mucho más que solo a nuestros dientes.

Casi la mitad de esa azúcar que hoy en dia consume la sociedad proviene de las azucares liquidas: refrescos, bebidas deportivas, bebidas de energía, zumos de frutas, entre otras muchas.

El consumo de este tipo de azúcar refinada promueve un mayor riesgo de aumentar de peso y contraer diabetes, así como enfermedades del corazón, y la gota.

En un grave error sustituir el azúcar refinada por fructosa industrial, la cual está compuesta de azúcar y jarabe de maíz alto en fructosa, responsable del aumento en la grasa del área del estomago y en los niveles de triglicéridos, glucosa, insulina y colesterol LDL (o “colesterol malo”) en la sangre, los cuales son causantes de las enfermedades del corazón.

Por suerte, las compañías están desarrollando endulzantes más seguros, con mejor sabor y de gran potencia, a base de fuentes naturales como las hojas de estevia o sirope de agave o arce, panela, entre otros.

Leave a Reply